viernes, 28 de mayo de 2010

CHULETÓN DE BUEY CON SALSA DE ARÁNDANOS Y PURE DE PATATAS A LAS HIERBAS

DIA 30
Hola!!!!

¡Qué día más estupendo he pasado hoy! Gracias al buen clima -que ya era hora de que llegara- y a que mi marido tenía el día de hoy libre, hemos aprovechado y hemos salido a dar un paseo. No un paseo cualquiera: hemos ido al mercado central. El mercado de Malága ha estado un tiempo cerrado por remodelación, y después de un largo tiempo lo han abierto al público de nuevo y la verdad es que me he encontado un paraiso ante mis ojos. Disfrutar de la característica fragancia de cada puesto de frutas y verduras, ademas de ver esos colores tan especiales de los alimentos en un marco tan bonito e histórico como lo es el mercado de Atarazanas...es simplemente espectacular. En este mercado he comprado la carne de la receta de hoy.
Espero que os guste.


INGREDIENTES.

1 Chuletón de Buey ( 400 gr)
1/4 kg de Arándanos.
3 cdas de Vino Pedro Ximenez.
1 cda de Mantequilla.
1 cda de Harina de trigo.
1 1/2 copa de Agua.
1 pizca de Pimienta negra.
Sal gruesa al gusto.
4 Patatas grandes.
1 Pizca de tomillo.
1 Pizca de Romero.
Aceite de oliva virgen extra al gusto.
6 Hojas de Cebollino.

PREPARACIÓN

Pelar y picar las patatas y ponerlas a hervir, cuando estén listas retirarlas del fuego.

En una olla pequeña agregar los arándanos, el agua, las cucharadas del pedro ximenez, pimienta y dejar hervir unos minutos hasta que el agua se tiña de color violeta. Luego lo retiramos y lo ponemos en un cuenco. En la misma olla donde estamos preparando los arandanos ponemos una cucharada de mantequilla y una cucharada de harina, y en el momento en que la mantequilla esté derretida y se hayan mezclado con la harina agregamos el preparado de los arándanos y la media copa de agua restante. Lo dejamos a fuego bajo durante unos minutos hasta obtener la textura deseada.
Con un tenedor triturar las patatas ya escurridas y agregarles un poco de sal, el romero, el tomillo y el cebollino bien picadito. Vamos removiendo todo, y por último agregamos la cantidad de aceite de oliva deseada, (yo le coloqué unas 4 cucharadas soperas) y seguimos removiendo hasta que tenga una textura cremosa.

A mi me gusta mucho la carne poco hecha (menos del punto) que es de la manera en que la he preparado, vosotros podeis hacerla al punto que os guste.

En una sartén muy muy caliente, colocamos unas gotitas de aceite de oliva y el chuletón. Lo doramos por ambos lados y lo dejamos en la sartén más o menos tiempo dependiendo de lo hecha que lo queramos.
Ahora nos disponemos a emplatar: he colocado un poco de puré de patata en una de las esquinas del plato, y en el centro el chuletón de buey, bañando parte del mismo con la salsa de arándanos. ¡Dios, qué maravilla! (se me salen las lágrimas...)


Según el Dr. Carlos Aparicio, los arándanos tienen bajo valor calórico por su escaso aporte de hidratos de carbono. Son especialmente ricos en vitamina C y tienen cantidades mayores que algunos cítricos. En general, las bayas silvestres son buena fuente de fibra que mejora el tránsito intestinal.

Mi impresión es...¡Qué puedo decir si estoy hablando de mi plato favorito!

A Disfrutar!!!!!

FOTOS DANIEL ANARTE

2 comentarios:

kesito dijo...

Ozú que maravilla de plato, con esto, no se caén las lágrimas si no, lagrimones!!, jajaja.. Caroline, cada día te vas superando, no quiero ni pensar que harás cuando termines el nº 365.
besotes.

Joaquin López Ponce dijo...

Carolina que mala leche, a estas horas.